UNA PLANTILLA QUE MERECE TODA LA CONFIANZA

Gestionar una plantilla de casi treinta futbolistas tiene que ser muy complicado y es uno de los elementos a trabajar que tendrá que poner en marcha Vicente Moreno en los primeros días del curso 2018-2019. Ayer leíamos en prensa que Damià Sabater, Álvaro Bustos y Fernando Cano habrían recibido la noticia de que no se cuenta con ellos en este curso que ayer comenzó para el Real Mallorca.

Realmente, me ha sorprendido mucho que a Álvaro Bustos no se cuente con él, ya que el curso pasado tuvo oportunidades ya fuera como titular o como suplente, pero es cierto que su rendimiento quizás no fue el esperado y en ello, hay que confiar en el criterio del entrenador ya que él es quien le conoce mejor.

El caso de Damià Sabater, personalmente me duele ya que es un jugador de la cantera mallorquinista y pienso que hay que cuidar un poco la cantera, basta ver la cantidad de salidas que se han producido de jugadores canteranos en el Mallorca B y quizás aquí el club no ha estado correcto. Aunque tanto la dirección deportiva como el club son quienes saben lo mejor que les puede convenir al Real Mallorca. Además, el rendimiento deportivo de Damià no ha sido el esperado y no estuvo a la altura cuando se le requirió el curso pasado. Damià es un jugador que puede ofrecer más y estoy seguro de que dará este salto que se le tiene que exigir.

Foto: Pep Sila Juárez.

En cuanto a Cano, es un joven jugador que se firmó con vistas al futuro, comenzó el curso con minutos desde la pretemporada, pero su rendimiento entre lesiones y que en su posición en el campo había otros jugadores, el valenciano apenas gozó de minutos.

Mientras tanto las incorporaciones que se han hecho me merecen ahora mismo toda la confianza del mundo ya que algunos no los hemos visto jugar y hay que quitarles el cartel de “Jugadores de perfil de Segunda B” pues pienso que son jugadores deben tener mucha ambición y seguro que algunos podrán ofrecer un buen rendimiento en el Real Mallorca. Para mi es una política que puede ser acertada, ya que en los últimos años en Segunda División A, llegaron al Mallorca nombres como Yuste, Bianchi, Oriol, Cabrero, Santamaria, Campabadal, Acuña, Arana, Ortuño, etc.… todos ellos venían con un cartel y la mayoría se marcharon ya fuese por la puerta de atrás, con un rendimiento que muy deficiente, en algunos un compromiso con el club que fue nulo y otros que simplemente fueron señalados tras el descenso a la categoría de bronce del futbol español pues no dignificaron la camiseta del Real Club Deportivo Mallorca con su comportamiento dentro (y fuera) del terreno de juego. Por eso, los jugadores que se han firmado hay que exigirles un compromiso como mostraron los jugadores del curso pasado y que devolvieron al Mallorca a la categoría de plata, ellos, además, supieron congeniar muy bien con la afición. En definitiva, el curso pasado se firmaron HOMBRES y quiero pensar que este curso se ha seguido la misma tónica. Por tanto, pienso que hay que seguir a muerte con ellos por son una gran familia.

Por otra parte, esta temporada el Real Mallorca tendrá un fichaje extra que saldrá gratis y que esta temporada querrá demostrar lo que una lesión en la rodilla no le dejó demostrar. Estoy hablando de Ferrán Giner, el curso pasado se lesionó cuando estaba en su mejor momento y se perdió toda la temporada, pero se mostró muy implicado en cada partido. El valenciano tendrá que ser un jugador clave en esta categoría de plata y os puedo asegurar que estará muy motivado por volver a vestir la elástica mallorquinista.

Por último, me sorprende que cuando echas un vistazo a las redes sociales puedas ver que algunos se dedican desde el minuto cero a criticar a los jugadores que se han fichado sin verlos jugar. Señoras y señores demos un margen a los recién llegados no hay que juzgarlos sin conocerlos o al menos verlos jugar. Quizás esa mentalidad no sea la correcta ya que hay que mostrar más positivismo y confiar no solamente en la plantilla sino también en los miembros del cuerpo técnico.

Para terminar, no me sorprende para nada la respuesta de la afición mallorquinista que ha renovado su carné pues a muchos les hacia ilusión volver a la categoría de plata y también los aficionados tienen que demostrar que son una gran familia que va a una con sus jugadores.

Foto: Pep Sila Juárez.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *