REMAR Y REMAR… PERO EN EL HORIZONTE SE DIVISA LA COSTA

Pronto se cumplirá un año de uno de los momentos más traumáticos para muchos aficionados del Real Mallorca, aquel 4 de junio de 2017, en Miranda de Ebro muchos regresaban a Palma con las lagrimas y con las caras muy largas. Silencios en el avión de regreso a Palma y en el autobús que llevaba a los aficionados rojillos desde Miranda de Ebro hasta el aeropuerto de Vitoria.

Foto: Pep Sila para unmallorqunistamas.es

Casi 365 días después y tras una larga travesía por las catacumbas del futbol español como es la Segunda División B y tras haber doblegado al “Eterno Rival” en un derbi apasionante. El Real Mallorca que había iniciado una acertada campaña de marketing para nuevamente enganchar a los aficionados mallorquinistas: Si, la campaña #TocaRemar con los campeones de piragüismo Sete Benavides y Marcus Cooper dando las primeras paladas por esta larga travesía que ya en el horizonte se vislumbra “¡Tierra a la vista!” pues hoy el Mallorca está a un punto de lograr el Campeonato de Segunda División B. Es cierto, que es un pequeño pasito para el Real Mallorca porque el gran objetivo es el ascenso y la gran batalla será contra un equipo que haya quedado primero de los otros tres grupos.

Hoy en Son Moix se ha visto a un equipo no sólo conformado por los once jugadores que han luchado como gladiadores por lograr los tres puntos de hoy sino también ese equipo del que os hablaba también formaba parte un cuerpo técnico que pasa muchas horas pendientes de sacar el máximo rendimiento a una plantilla que hoy ha recordado a esa plantilla que hizo una primera vuelta de Matrícula de Honor; también desde el club ya que Maheta Molango junto a propiedad norteamericana ha sabido darle una vuelta al concepto futbolístico y Son Moix respira futbol. Finalmente, la afición que hoy se erigido en ese jugador número doce que seguramente cuando Abdón Prats y Aridai han marcado los tres goles el balón ha entrado con el empujón que venía desde la grada. En definitiva, hacía mucho tiempo que uno no se divertía tanto acudiendo a ver un partido del Mallorca.

Por otra parte, la propiedad norteamericana está comenzando a mostrar como es su gestión en el tema del marketing. Es cierto, que, en el aspecto deportivo, tras salvar los muebles en Valladolid y el descenso del año pasado. Este año tanto a Javier Recio como a Maheta Molango mucha gente los quería muy lejos de Son Moix. Además, el Consejero Delegado ha ofrecido un cambio radical en su forma de actuar en lo que vamos de temporada: Menos exposición publica y mucho trabajo por detrás. Es decir, hablar con empresas y tejer una red de colaboraciones con las instituciones. Además, en algunos aspectos se está comenzando a notar el talante norteamericano de la propiedad: Desde la “Kiss Cam”, “Dance Cam”, etc. Hasta el “Chillout” a pie de campo que se ha inaugurado hoy en Son Moix y que ha quedado bien. Aunque para mí pueda ser un elemento que aleja el futbol de su esencia y lo convierte como algo más elitista. Sin embargo, todo sea para mejorar la rentabilidad del club y que poco a poco el Real Mallorca vaya creciendo.

Por último, quedan 3 partidos (4 si le sumamos el playoff) y el siguiente encuentro es ante el Sabadell, en la Nova Creu Alta, donde el Mallorca podría proclamarse campeón de grupo y una vez certificado el campeonato, quizás Vicente Moreno debería dar descanso a los jugadores que puedan ser esenciales para el playoff. Precisamente, uno de los equipos que está pugnando por el primer puesto es el Mirandés… sería una buena forma de poder llegar a la orilla de la Segunda División A en el mismo lugar donde tuvo lugar uno de los días más amargos del mallorquinismo.

Foto: Real Mallorca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *